Francia obliga a calcular la huella de carbono a empresas y entidades

Mientras los australianos deciden gravar las emisiones de dióxido de carbono, los franceses han publicado un decreto que regula la evaluación de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) en las empresas. La medida afecta a más de 3.000 firmas con más de 500 empleados en Francia (y más de 250 en el extranjero); a 1.137 instituciones públicas de más de 250 personas, y a 440 gobiernos locales, que están obligados a calcular su huella de carbono y dar cuenta tanto de las emisiones directas asociadas a sus operaciones como de las indirectas. El texto del decreto, con el que se da cumplimiento a lo dispuesto por la Ley Grenelle II, no especifica el método para realizar los cálculos, que deberán presentarse anualmente acompañados de un plan de acción a tres años para reducir las emisiones de GEI. A partir de ahora, comienza la cuenta atrás para que empresas y corporaciones presenten sus evaluaciones, antes del 31 de diciembre de 2012.
> http://www.actu-environnement.com

Seguici in Facebook