Estudio macroeconómico del impacto del sector eólico en españa

images-26.jpg

La eólica aporta 3.270 millones de euros al PIB, en el que ya representa el 0,35 por ciento

Madrid, 9/12/2008, (Ecoestrategia).- Actualmente la energía eólica, además de cubrir más del 10 por ciento de la demanda eléctrica, tiene una significativa aportación directa al Producto Interno Bruto (PIB) de España por valor de 3.270 millones de euros, un 0,35%, teniendo como previsiones llegar al 0,42% del PIB en el año 2010 y al 0,45% en el 2012.

La Asociación Empresarial Eólica ha presentado en Madrid el Estudio Macroeconómico del impacto del Sector Eólico en España elaborado por la consultora Deloitte. Este informe da a conocer de forma rigurosa y exhaustiva otras principales magnitudes económicas que conlleva el desarrollo de la energía eólica en el país, como su efecto en la balanza fiscal (189 millones de euros) y comercial (2.550 millones en exportaciones), el empleo (37.730 puestos de trabajo), su contribución a la autosuficiencia energética (5,7 millones de toneladas equivalentes de petróleo “MTEP- evitados en importaciones de combustibles fósiles) y beneficios medioambientales (18.000.000 toneladas de CO2 evitadas).

El Informe analiza tanto el impacto socioeconómico que la eólica ha tenido en España recientemente, centrado principalmente en el período 2003-2007, así como una previsión de su evolución futura a medio plazo con datos para 2010 y 2012, para lo que ha contado con los datos económicos de más del 95% de las empresas del sector y todo tipo de información estadística de distintos organismos y entidades.

La eólica: más que energía limpia

La elaboración de este estudio permite evaluar, cuantitativa y cualitativamente, los beneficios que se derivan de la generación de electricidad de origen eólico desde diferentes puntos de vista, fundamentalmente macroeconómico y social, medioambiental y como energía reductora de la dependencia energética.

A la presentación del estudio acudieron 200 personas pertenecientes a diversas empresas y entidades del sector así como de la Administración. Asimismo se contó con la asistencia de Jorge Sanz en representación del Ministerio de Industria.

El Informe macroeconómico del impacto del Sector Eólico en España pone en evidencia que hoy la eólica, además de cubrir ya más del 10 por ciento de la demanda eléctrica, tiene una significativa aportación directa al Producto Interior Bruto que en 2007 fue de 1.993 millones lo que representa un 0,21% del PIB. En el periodo analizado, 2003-2007, la tasa media anual de incremento fue del 16,5%. De esta manera, la contribución directa al PIB del sector eólico es superior a las de sectores como Cuero y Calzado (0,16%) y Pesca (0,18%).

Por otro lado, es necesario destacar el arrastre de su actividad en empresas auxiliares. El sector eólico tiene una mayor incidencia en sectores como la metalurgia, la fabricación de productos metálicos y maquinaria y materiales eléctricos.

El estudio ratifica el importante impacto de la eólica en la balanza comercial con exportaciones por valor de 2.550 millones (por delante, por ejemplo, del vinícola con 1.800 millones) y un balance comercial neto para el conjunto del sector de 947 millones. En cuanto a sus aportaciones fiscales, estas sumaron en 2007 los 189 millones con una contribución muy importante para la financiación de los ayuntamientos.

En cuanto al empleo, el estudio realizado por Deloitte fija la creación de puestos de trabajo en los siguientes términos: empleos directos 20.781; empleos indirectos 16.949 que suman 37.730 personas. Las previsiones para 2012 son las siguientes: empleos directos, 31.184 personas, indirectos, 24.728; total 55.912. El informe destaca que por cada unidad de PIB la eólica crea más empleo que el conjunto del sector energético en atención a estos ratios: eólica, 0,42 y sector energético, 0,34.

Beneficios ambientales

Otros de los aspectos analizados es el ahorro de emisiones de CO2, como principal ventaja ambiental, que alcanza los 18.000.000 toneladas a partir de la sustitución en el despacho de generación de centrales que emplean combustibles fósiles y que en el pasado año 2007 dejó fuera 13.500 gigavatios/hora (GWh) de carbón; 12.500 GWh de ciclos combinados y 1.750 Gwh de centras de fuel-gas. Además, la eólica evitó la emisión de 11.132 toneladas de óxido de nitrógeno (NOx) y 33.817 toneladas de óxido de azúfre (SO2).

Este desplazamiento de las tecnologías fósiles también se traduce en un ahorro de las importaciones de petróleo, gas y carbón por una cantidad de 5.722.000 de toneladas equivalentes de petróleo (TEP) evitadas, que a los precios de 2007 supondrían unos 1.014 millones de euros.

José Donoso, presidente de AEE, declaró en la presentación del Estudio que “œEspaña, como otros países de nuestro entorno, ha recurrido a la energía eólica “”y a otras energías renovables”” para poder generar kilovatios con escasos impactos ambientales y sin tener que importar recursos energéticos fósiles de los que no se dispone”.

El presidente de la AEE destacó que “œademás, hemos creado un sector industrial sólido en una actividad con un gran futuro por delante y en la que hemos situado a nuestro país en vanguardia”.

Para concluir, Donoso añadió que “œen la grave situación actual por la que atraviesa la economía mundial, con una crisis financiera cuyas dimensiones todavía no se han delimitado y que afecta a la mayor parte de los sectores productivos, es un motivo de esperanza ofrecer los datos alentadores de un sector en crecimiento, que crea riqueza y es sólido: la industria eólica española”.

Para más información: www.aeeolica.org

Seguici in Facebook