Andris Piebalgs, Comisario Europeo de Energía: “Es irresponsable no actuar contra el calentamiento”

24 Febbraio 2007 · Energia

Miguel G. Corral, Natura
Andris Piebalgs.jpg
Entra en la sala del edificio Berlaymont donde le esperamos dando la mano uno por uno a todos los presentes. Andris Piebalgs va acelerado a todas partes y, como el conejo de Alicia en el país de las maravillas, parece que siempre llega tarde. Sin embargo, el comisario de Energía de la Comisión Europea toma asiento como si fuera un alivio y responde con calma a las preguntas de los periodistas que hemos acudido a la primera Semana Europea de la Energía Sostenible.

PREGUNTA.- ¿Está convencida la Comisión de que es posible reducir en un 20% las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) de aquí a 2020, como acaba de aprobar el Ejecutivo europeo?

RESPUESTA.- Se puede alcanzar si tienes una tecnología propia y la voluntad política para lograrlo. Pero el objetivo que hemos fijado no responde a un deseo político sino a una necesidad de frenar las emisiones para que la temperatura global no suba más de dos grados. Es cierto que para lograr los objetivos en materia de energía renovable es necesaria una fuerte inversión y el convencimiento de las empresas de que debemos frenar el calentamiento global. Si todavía hay alguien que piensa que no hemos sido ambiciosos en el umbral que hemos fijado, yo le diría que se equivocan. Si me hablan en materia de eficiencia puedo coincidir con ellos en que se podría haber sido más ambicioso. Pero en cuanto a las renovables, tenemos un gran reto por delante, creo que fijar la reducción en un 20% es extremadamente ambicioso.

P.- ¿Qué le parece el reciente informe de Greenpeace que propone el modo de reducir un 50% las emisiones de GEI antes de 2050?

R.- Me gusta el informe del que me hablas, es un trabajo muy valiente. Sólo hay algunos aspectos en los que quizá no han sido muy realistas. Tanto la Comisión como Greenpeace pretenden abordar el problema sustituyendo las fuentes que consumen petróleo. Y ese es el gran reto. Para lograr los objetivos que señala Greenpeace el único camino es potenciar el secuestro de carbono. Por otro lado, son muy atrevidos al pretender que toda la producción con carbón sea sustituida por gas natural. Por ejemplo, Polonia depende de una forma enorme de la producción eléctrica con carbón, incluso la minería del carbón tiene una fuerte presencia en el país. Ni yo ni nadie puede llegar a Polonia y decirles: “Muy bien, tenéis que dejar de usar el carbón y comenzar a gastar gas natural de Rusia”, es imposible. En los objetivos de renovables, yo soy igual de ambicioso que ellos y en cuanto a los de eficiencia energética, estamos muy cerca. Así que la diferencia está en que ellos pretenden que toda la producción nuclear y con carbón sea sustituida por gas natural.

P.- ¿Quiénes son actualmente los actores que no aceptan las reglas del juego de la lucha contra el cambio climático? R.- Los constructores de coches creo que no nos están ayudando. Promueven que la gente compre coches grandes y coches que consumen mucho. Y, ¿realmente necesitamos estos vehículos? Probablemente no. Los fabricantes de coches deberían asumir su responsabilidad. En segundo lugar las autoridades públicas. Ve a un edificio de la Administración europea: tiene un enorme derroche de energía que hay que controlar si queremos tener la autoridad moral para pedir a las empresas y a los ciudadanos que sean conscientes de la urgencia de reducir el gasto.

P.- ¿Es tarde para actuar contra el cambio climático?

R.- No. Pero es necesario actuar ahora. La reunión de París sobre el cambio climático nos indica lo importante que es que tomemos decisiones inmediatamente. Cada vez que se publica un informe nos damos cuenta de que las previsiones se ven superadas y la situación es peor de lo que pensábamos con el anterior informe. Sería una irresponsabilidad por parte de los políticos no actuar contra el cambio climático.

P.- ¿Cree en la importancia de las iniciativas locales en materia de energías renovables?

R.- Claro, es básico que se actúe a nivel local y a nivel regional. Porque es la única forma de abordar el problema de una manera práctica y eficaz y de alcanzar los compromisos que nos hemos marcado. Las energías renovables necesitan dinero y también lo necesitan las medidas que tenemos que adoptar para alcanzar una reducción de emisiones del 20%, así que vamos a destinar dinero a los estratos que mejor pueden administrarlo que son las administraciones locales.

P.- Usted ha comentado que su propio hijo le ha convencido para que cierre el grifo mientras se cepilla los dientes. ¿Qué otras medidas ha adoptado en su propia casa como ciudadano?

R.- Bueno, una medida que he tomado yo mismo, sin que mi hijo me presione, es analizar el gasto de la factura de la luz. Y me he dado cuenta de que cada año sube la factura y he visto cuál es mi dinámica de gasto y de dónde podría yo ahorrar. No siempre me acuerdo, pero trato de apagar por completo los aparatos electrónicos para evitar el gasto del ‘stand by’. También trato de controlar la temperatura de la caldera de la calefacción y, por ahora, poco más he hecho.

Seguici in Facebook