El apagón climático (del gobierno)

1211367815_0.jpg Madrid con una boina de contaminación (Foto: Paco Toledo)

Antonio Ruiz de Elvira, El Mundo
21 de mayo de 2008.- ¿Por qué no cumplir con lo que se dice? En la tierra de mis abuelos cuando una persona pide un contrato por escrito ya no se hacen negocios con ella: Se supone que no tiene palabra.

“Zapatero considera que el cambio climático es ‘el reto más importante de la humanidad’… Zapatero cree ‘urgente’ un plan integral para la lucha contra el cambio climático… Zapatero anuncia 170 medidas concretas y urgentes para cumplir con Kioto”.

Estas tres noticias triunfalistas de 2007 contrastan con el “apagón climático” del Sr. Zapatero en 2008 y la noticia que ayer daba elmundo.es: “Las emisiones de gases invernadero crecieron en 2007 un 1,8% respecto al ejercicio anterior …, han crecido en España un 52,3% respecto al año base previsto”.

Se dice en el Gobierno que aun así emitimos poco por persona, pero no es ese el tema: el tema es el ejemplo que el Gobierno da a la sociedad.

El equipo de la anterior ministra, Cristina Narbona, se partió el pecho para tratar de contener la subida de emisiones de gases. Lucharon como leones, todos, Arturo Gonzalo, Teresa Ribera, ellos y los demás. Me consta. Inútil. Al resto del gobierno no le interesaba ese problema.

Se construyeron nuevas autovías, no aumentaron los trenes de mercancías, se autorizó una nueva refinería de petróleo, se mantuvo la subvención a la minería del carbón, se siguió autorizando que 1/5 de la energía española se siguiese produciendo con carbón (importado). Las ciudades siguieron su carrera hacia la contaminación máxima debido a una tremenda escasez de un transporte colectivo suficientemente goloso como para que las personas dejaran el coche en casa.

El ministerio de Industria hubiese podido impedir por decreto o mediante impuestos la venta y circulación de coches altamente emisores, como los 4×4. No hubiese costado dinero obligar a poner limitadores de velocidad a 120 km/h en todos los coches, pero ni se hizo ni se hace. Cientos o miles de medidas posibles dejadas de lado. Eso si, el Sr. Zapatero contribuyó a frenar las emisiones de gases recomendando que la película de Al Gore se viese en los colegios.

No se pueden conseguir resultados invirtiendo dinero si antes no se cambian los deseos sociales. Si la sociedad ve que el cambio climático importa un bledo al gobierno, esa sociedad pasa de cambio climático. El Sr. Zapatero sigue por la senda de sus primeros 4 años. En vez de elevar a preeminencia los problemas ambientales, en vez de aceptar una tercera vicepresidencia para ellos, el Ministerio de Medio Ambiente se ha subsumido en otro Ministerio de Medio Rural, Medio Marítimo y, se echa en falta, medio espacial. Asi la nueva ministra podrá dividir su atención entre tres problemas, en vez de concentrarla en el más importante.

¡Cómo cambian las personas y cuanta palabra tienen!

Seguici in Facebook