Restauración de la dehesa de encinar: vegetación leñosa (I)

images-1.jpg encinares.jpg
Por Iñigo Alvarez de Toledo, MSc
instituto de ecología aplicada
Verano 2007

INTRODUCCIÓN

La selección de plantas leñosas que aparece en este trabajo proviene de los textos citados al final del mismo y de la experiencia de los autores en sus ya algunos años recorriendo las mismas, particularmente aquellas de Extremadura.

Se han incluído plantas que pueden resultar extrañas para el lector más habituado a los encinares adhesados del interior más seco, que son los protagonistas de este trabajo. Pero no sólo así se incluyen encinares más frescos, como aquellos acercándonos a las faldas de la Sierra de Gredos, sino que se deja una puerta abierta a la imaginación y el atrevimiento de aquel que quiera restaurar las condiciones botánicas de los mismos.

En nuestro sistema de restauración ecológica de la dehesa tal imaginación tiene su aplicación en la realidad,ya que propugnamos la formación -y muchas veces recuperación- de charcas de un cierto tamaño y “œnaturalizadas”,, lo cual da espacio para mayor amplitud de especies botánicas y animales. Además, como se dice del alcornoque en la Sierra de San Pedro, muchos árboles son caprichosos, lo cual es otra forma de aceptar que no se conocen su ecología, esto es, el conjunto de relaciones con su entorno. Estas relaciones producen resultados a veces inesperado “como que una planta se desarrolle en un entorno en principio hostil.

De todas maneras se ha evitado incluir las leñosas de ecosistemas muy alejados de los del interior del sudoeste ibérico.

El estudio y aplicación de estos conocimientos y aquellos referidos al suelo son de mucha importancia actual, vista la degradación que sufren los encinares y también alcornocales, lo cual se manifiesta actualmente de forma más dramática con la muerte casi repentina de sus árboles, llamada “œseca”. Una oportunidad clara se presenta con el aumento de fincas dedicadas a la caza, en las que una mayor diversidad botánica tiene el beneficio de dar abrigo a más diversidad animal.

Además incluimos la información de la que hemos dispuesto sobre los usos tradicionales y las propiedades medicinales, cuestión de no poco valor, tanto para una vida de campo más interesante como vía de diversificación económica.

Destacar también que hay otros árboles que no habitan en nuestras dehesas del sudoeste de forma natural pero que podrían progresar en ellla, como son los almendros o las mimosas.

Por último hay que matizar que se entiende por arbusto, pues de tal definición depende la inclusión o no de plantas típicas de la dehesa en este trabajo; Don Pío Font y Quer, en su Diccionario de Botánica, decía que un “œarbusto es un vegetal leñoso de menos de 5 mtrs de altura, sin un tronco preponderante pues se ramifica a partir de la base”¦.los de un metro a lo sumo o poco más se llaman matas o matillas”. Esta definición, seguramente como cualquier otra, deja un margen de ambiguedad, pues el mayor o menor crecimiento de muchas plantas depende de factores de suelo y clima muy localizados. En cualquier caso, en un próximo trabajo sobre “œflora menor” de la dehesa se incluirá, hasta donde nuestra capacidad permita, lo que quedó fuera de éste.

Acer monspessulanum (Arce)

Aceraceae (familia de las aceráceas). Pequeña famila de unas 200 especies y sólo dos géneros, distribuídos por las zonas templadas del Hemisferio Norte. El género Acer tiene especies populares como ornamentales, y por la calidad de su madera. Del Acer saccharum se obtiene azúcar de arce, y es su hoja la que figura en la bandera del Canadá.

– Arbusto elevado o pequeño arbolillo, que raramente sobrepasa 10 mtrs de altura, de copa en forma de globo y muchas hojas, formando una sombra densa;
– florece en abril o mayo, y los frutos maduran a partir de julio y agosto;
– se cría en quejigares, encinares, robledales y bosques mixtos submediterráneos o subatlánticos;
– si bien se da principalmente en suelos calizos, también en silíceos (granitos, areniscas), siendo resistente a la sequedad y capaz de crecer en grietas de rocas y suelos pedregosos;
– Habita en el contorno de la región mediterránea, siendo, en la Península, más frecuente en la mitad norte (exceptuando Galicia); sin embrago no falta en la Sierra de Guadarrama, en Andalucía (donde está protegido) y en Extremadura.
– Usos: sus hojas se han usado como ramón, y la madera se usa para carpintería de lujo y para fabricar instrumentos musicales.

Anthyllis cytisoides (albaida, mata blanca)

Leguminosae (familia de las leguminosas). Una de las familias más amplias del reino vegetal; a ella pertenecen las legumbres. Se asocian en simbiosis con bacterias del género Rhyzobium, que se alojan en nódulos de sus raíces y son capaces de fijar el nitrógeno atmosférico; ello les permite colonizar los suelos más pobres, que enriquecen con nitrógeno asimilable.

– Arbusto muy ramoso, que mide habitualmente 30-90 cm. de alto;
– apto para colinas áridas y ambiente seco, pedregoso, no resistiendo las heladas;
– prefiere terrenos calizos, dándose en todas las regiones mediterráneas de España;
– atractivo y melífero;
– de gran interés forrajero;
– medicina tradicional: uso como estomacal, antiasmático y anticatarral.

Arbustus unedo L. (madroño)

Ericaceae (Ericáceas: madroños, arándanos, brezos): suelen criarse en terrenos ácidos y pobres, inhibiendo frecuentemente con sus restos el crecimiento de otras plantas; forman micorrizas en asociación con hongos.

– Arbusto o arbolillo que puede llegar a medir hasta 8 ó 10 metros de altura, aunque no suele superar los 3 ó 5;
– florecen el otoño o principios del invierno, al tiempo que maduran los frutos del año anterior;
– se cría en encinares y alcornocales, y en los matorrales que resultan de su degradación;
– le van bien todo tipo de terrenos, calcáreos o silíceos, pero prefiere suelos algo frescos y profundos, y requiere un clima suave, sin fuertes heladas;
– habita en la región mediterránea y en Europa occidental;
– medicina popular: las hojas y corteza contienen taninos, usándose como astringente, para combatir la diarrea y la disentería; las hojas en cocimiento se emplean como diurético y antiséptico de las vías urinarias;
– del fruto se obtiene aguardiente de buena calidad.

Buxus sempervirens L. (boj)

Buxaceae (familia de las buxáceas)

– Arbusto siempreverde, 0´5 ” 3 mtrs de altura, aunque puede llegar hasta 6 u 8 mtrs si se le permite y en el lugar apropiado;
– florece desde febrero/marzo hasta abril/mayo;
– se cría preferentemente en montañas de clima frío (con robles, pino negral y haya), pero puede bajar cerca del nivel del mar, aguantando bien los suelos poco profundos, el frío y la sequedad;
– llega hasta Sierra Mágina;
– muy resistente, puede llegar a vivir 6 siglos.
Buxus baleraica Lam. (boj de Mahón, boj balear)

– En las montañas del Mediterráneo occidental y en Mallorca y Cabrera crece esta muy similar especie; se cría en monte bajo, bosques frescos y lugares pedregosos, en terrenos calizos o dolomíticos, desde unos 50 metros.La madera es una de las de textura más fina y pesadas (no flota en el agua); medicina tradicional: sus hojas y tallos se ha empleado para las fiebres palúdicas (y también como aperitivo); se sigue empleando para componentes de medicina convencional, y también como laxante y purgante. Contiene elementos tóxicos que pueden causar la muerte.

Calluna vulgaris (L.) (brecina, brezo común)

Ericaceae. Famila del madroño, del arándano y los brezos.

– “œMatita de lindo verdor”, o arbusto que puede medir desde sólo 10 cm hasta algo más de 1 metro , verde todo el año y con cepa leñosa; especie de brezo de hojas diminutas simpreverdes;
– florece en verano y otoño desde junio a octubre y según el lugar puede estar en flor casi todo el año;
– se cría en terrenos sin cal, desde el nivel del mar hasta c. 2.700 mtrs, formando extensos matorrales en los suelos silíceos más pobres;
– en la Península Ibérica se extiende por casi todas las provincias, principalmente en la mitad septentrional y occidental;
– medicina: parece que su eficacia mayor es como diurética y antipútrida, particularmente contra las inflamaciones de la vejiga (mediante cocimiento de sus ramillas floridas).

Capparis espinosa L. (alcaparrera)

Capparaceae (caparáceas, caparidáceas)

– Mata o arbusto de hoja caduca;
– florece desde abril o mayo hasta septiembre;
– se cría en colinas o terrenos áridos, en grietas de muros;
– prefiere los climas templados y cálidos del litoral y los terrenos calizos;
– frecuente en las provincias marítimas ibéricas, penetra hasta en las zonas
más áridas de Levante y Andalucía y se da en la Extremadura portuguesa;
– medicina tradicional: raíz y corteza diuréticos; cura de heridas y dolor de muelas;
– para recolectar sus capullos “las alcaparras- se llega a cultivar la planta como si de viñas se tratase, a veces entre almendros y olivos.

Ceretonia siliqua L. (algarrobo)

Leguminosae

– Arbolito de entre 4 y 10 mtrs. de altura, de hoja perenne;
– se cría en barrancos y laderas soleadas, en clima suave y cálido “muy sensible a las heladas;
– vive sobre todo en terrenos secos y pedregosos, principalmente calcáreos (calizas, dolomías);
– vive en las provincias costeras mediterráneas -cultivándose en Cataluña, Valencia y Baleares- y también en el Sur de Portugal y Extremadura;
– muy valorado en la agricultura tradicional (ver el Libro de los Secretos de la Agricultura, de Fray Miguel Agustín, del 1600, o Agricultura General, de Gabriel Alonso de Herrera, 1513);
– medicina y otras aplicaciones:
o la corteza y las hojas ricas en taninos (usada como astringente y anti-diarrea, y para curtido de cueros);
o la pulpa del fruto se usa en medicina convencional;
o de las semillas se obtiene la goma de algarroba, gel viscoso con aplicación en cosmetica, textil, papel, fármacia y alimentación;
o en farmacia se emplea como espesativo, emulsionante y estabilizante;
o también en dietas de adelgazamiento, pues se hincha en el estómago y retrasa la absorción de alimentos; tiene efectos laxantes y emolientes debido al mucílago;
o el extracto de algarroba verde era el componente principal del emplasto de algarrobo, usado para luxaciones, roturas de huesos y hernias simples de niños;
o la cubierta de la semilla aporta colorantes, taninos, etc, que se emplean en las industrias textila, química y alimentación;
o del embrión se obtiene la harina del germen, de gran valor nutritivo y se utiliza en piensos compuestos y productos dietéticos;
o el fruto es muy dulce y alimenticio (hasta 40% azúcares); con su pulpa se hacen imitaciones del chocolate y el café;
o se elabora vino de algarrobas y licor por fermentación, y se obtiene azúcar y se usa en repostería;
o es un muy bien alimento para ganado; el fruto es de mucha mayor calidad cuando es de árbol silvestre (también injertado).


Cereis siliquastrum (ciclamor, árbol del amor, árbol de Judas)

Leguminosae

– Árbol caducifolio, de 5 a 10 mtrs. de altura;
– florece por abril o mayo, de forma espectacular;
– habita de forma natural en la región mediterránea oriental, y frecuente en parques y jardines;
– su madera es de poca calidad para usos humanos;
– los botones florales se consumen como las alcaparras;
– medicina tradicional: los frutos se usan como astringentes.

Cistus albidus L. (estepa o jara blanca)

Cistaceae (familia de las cistáceas -jaras y jaguarzos)

– Mata o arbusto erguido y siempreverde que mide entre 40 cm. y 1´5 mtrs;
– florece de generalmente de febrero o marzo a junio o julio;
– se cría en los cerros y laderas soleadas y secas, soportando cualquier tipo de suelo, prefiriendo los calizos;
– son parte de los matorrales o garrigas que sustituyen a los encinares degradados;
– frecuente en la mayor parte de la Península, especialmente en Levante.

Cistus atriplicifolius “o Halimium atriplicifolium (jara blanca, jara del diablo)
Cistaceae

– Arbusto plateado, siempreverde, derecho y muy ramoso, de 1/2 a 1´1/2 mtr;
– florece de mayo a junio, y hasta en agosto;
– se cría en jarales y otros matorrales, y en alcornocales, quejigares y pinares aclarados, sobre todo en terrenos silíceos y muy especialmente en sustratos ultrabásicos;
– habita en el norte de África y en el centro y sur de España, predominantemente en Andalucía;
– planta de gran belleza en hojas y flores, por lo que se emplea en jardinería.

También se pueden mencionar el Cistus halimifolius L. ” o Halimium halimifolium (L.), de suelos arenosos en las provincias del litoral del este y el oeste de España; el Cistus ocymoide (Lam.) ” o Halimium ocymoide (Lam.), arbusto o arbustito de terrenos silíceos, de cantuesales, tomillares, jarales y brezales que se dan en el centro y mitad occidental de la Península Ibérica y en Marruecos; el Cistus lasianthus Lam. ” o Halimium lasianthum (Lam.) de las mismas zonas geográficas y del sudoeste de Francia, con sus varias razas.

Cistus ladanifer L. (jara, jara pringosa)

Cistaceae

– Arbusto siempreverde; suele medir entre 1´8 o 2 mtrs. pero en condiciones óptimas puede medir 2´5 mtrs. o incluso 4;
– florece de abril a junio;
– se cría en sitios secos y soleados, terrenos silíceos (no calcáreos) como son granitos y pizarras, y especialmente en los suelos más degradados o menos evolucionados “su presencia suele indicar suelos muy pobres;
– suele ocupar el sitio de la encina cuando ésta se quema, tala o desaparece, siempre que el suelo carezca de cal;
– abundantísima en Extremadura, Sierra Morena y Castilla ” La Mancha;
– su resina, el ládano, parece ser la clave para evitar el crecimiento de otras plantas en sus cercanías;
– medicina tradicional: se atribuía al ládano propiedades sedantes, y ahora se usa como revulsivo y antiespasmódico para tratar gastritis y úlceras gastroduodenales; en uso externo se usa para combatir reumatismos y neuralgias;
– también se usa en perfumería como fijador de perfumes;
– cualquier uso del ládano ha de ser hecho con conocimientos, pues es una sustancia bastante tóxica.

También se da bien en los suelos silíceos de dehesa el cistus salviifolius (de las jaras más frecuentes en nuestros matorrales, aunque raramente dominante; se cultiva como ornamental) o, en zonas más frescas, el cistus psilosepalus.

Crataegus monogyna (majuelo, espino albar)

Rosaceae (rosáceas). Familia que destaca por su uso humano, ya que incluye árboles frutales como el manzano, peral, albaricoquero, melocotonero, ciruelo, cerezo y almendro; frutos comestibles como la fresa y el fresón; plantas ornamentales como el rosal, serbal, fotinia, cotoneaster; y plantas medicinales como el laurel-cerezo, alemendro, espino blanco, rosal silvestre (muchas son ricas en taninos).

– Arbusto o arbolillo de hasta 8 ó 10 mtrs. aunque no suele pasar de 3 ó 4; pierde la hoja para pasar el invierno y se ramifica profusamente; el fruto tiene una carne harinosa y dulce;
– florece desde principios a mediados de la primavera, y antes o después según esté en tierras bajas o altas; los frutos maduran de agosto a octubre;
– es planta melífera;
– se cría en todo tipo de terrenos y climas de la Península, cultivándose como ornamental por ser de flores y frutos muy atractivos; en el sur sobre todo en las montañas;
– la madera es durísima y resistente al rozamiento, de color blanco y rosado,
– apreciada en tornería;
– usado para formar setos espinosos, y para injertar frutales de la familia;
– medicina tradicional: las flores, desecadas, son un excelente tónico cardiaco, tienen también propiedades sedantes y antiespasmódicas, dilatan las coronarias (lo que las hacen útiles contra la arteriosclerosis y anginas de pecho); se toman en tisana.

Cytisus grandiflorus (escobón, escobones)
Leguminosae

– Arbusto elevado, de entre 1 y 3 mtrs de altura;
– se cría en los matorrales jaguarzales y setos de lugares con clima templado o cálido, desde el nivel del mar a 1600 mtrs de altura;
– se encuentra en el sur de Galicia, Salamanca, casi toda Portugal, Andalucía desde Despeñaperros y Extremadura;
– se identifica por tener el ovario y las legumbres densamente cubiertos de pelos; sus flores, sin embargo no son particularmente grandes;
– se cultiva como planta ornamental;
– recuerda en porte y aplicaciones a la retama de olor, Spartium junceums.

Cytisus multiflorus (escoba blanca, marihuela, escoba, piorno)

Leguminosae

– Arbusto erguido y elevado, que puede superar los 2 mtrs de altura;
– florece de marzo a junio, aunque a veces en febrero e incluso antes;
– se cría en los matorrales altos de terrenos silíceos, principalmente granitos, gnéises y cuarcitas;
– casi siempre en los pisos de la encina o el melojo (quercus pyrenaica), a veces entre rocas y piedras;
– habita de forma natural sólo en la Península Ibérica; recientemente se menciona en Italia, Francia, Inglaterra, Norteamérica y Nueva Zelanda;
– melífera;
– se cultiva como ornamental pues produce una gran cantidad de flores .


Cytisus striatus (escobón morisco, escoba, escobón, piorno)

Leguminosae.

– Endemismo del centro y mitad occidental de la Península y noroeste de Marruecos;
– frecuente en piornales sobre suelos frescos silíceos, claros de bosque, laderas de monte bajo;
– se reconoce bien por su legumbre inflada, pelosa y ovoide;
– Medicina tradicional “de la muy cercana Cytisus scoparius (retama negra, escoba negra, retama de escoba, escoba) dice G.López González:
o su usaron sus flores por sus propiedades diuréticas (para la hidropesía, los edemas y las obstrucciones del bazo y del hígado);
o de ellas se obtiene un alcaloide (la esparteína) que impide ciertas sensaciones o estímulos indeseables al corazón;
o también es estimulante de las fibras del útero (acción oxitócica).
– Usos tradicionales:
o las flores son aperitivas,recibiendo un tratamiento similar al de las alcaparras;
o los brotes, antes de la introducción del lúpulo, se usaron para dar sabor a la cerveza;
o sus semillas, tostadas, se han utilizado como seucedáneo del café;
o es téxtil, obteniéndose de las ramas fibras para hilaza;
o es melífera, aunque no de gran importancia.

Chamaespartium tridentatum (carquesa, carqueja, engordatoro)

Leguminosae

– Arbusto poco elevado y ramoso, de entre 15 cm. Hasta algo más de 1 mtr;
– florece de febrero hasta julio, según localidad; en León así que pare la loba, como dice el refrán “œcarquesia abotonada, loba preñada; carquesia florida, loba parida”. Es melífera menor;
– se cría en terrenos silíceos, como parte de jarales, brezales, etc. y también en bosques mediterráneos aclarados, de 0 a 1800 mtrs de altitud;
– habita en el norte, centro y sur occidental de la Península, y en el noroeste de Africa;
– planta muy poliforma “gran cantidad de variedades y razas geográficas.
– Medicina tradicional:
o su jarabe o cocimiento se utilizó para purificar la sangre y, como diurético, contra la gota y perlesía;
o sus flores “junto a otras- se empleaban en Portugal como béquico y emoliente para catarros, bronquitis, traqueitis y pulmonías;
o en Madrid se usaba también en baño.
– Usos tradicionales:
o para encender fogatas y hornos;
o como alimento de ganado vacuno
o para fregar utensilios de madera.

Daphne gnidium L. (torvisco, matapollo)

Thymelaeaceae Juss. Timeláceas, familia del torvisco y de las boojalagas.

– Arbusto siempreverde de entre 1 a 1´5 mtrs;
– florece en verano y en otoño, con una floración muy prolongada;
– se cría en todo tipo de terrenos, principalmente en bosque o matorral esclerofilo (encinares, garrigas, alcornocales), desde el nivel del mar hasta 1.300 ” 1.400 mtrs;.
– medicina tradicional:
o sus frutos y corteza se empleaban como purgantes;
o es purgante muy violento, y contiene una resina que quema las fauces;
o pueden producir intoxicaciones graves e incluso la muerte a niños que coman sus frutos; Andrés Laguna recomienda no suministrar a hombre flaco “œa no ser que queramos enviarlo con cartas al otro mundo”;
o se empleó también para cauterizar heridas;

Erica arborea L. (brezo blanco, brezo)
Ericaceae

– Arbusto siempreverde, de entre 1 y 4 mtrs de altura, aunque puede llegar a ser arbolillo de hasta 7 mtrs en Andalucía Occ. (y 20 mtrs en Canarias);
– florece de febrero o marzo hasta julio o agosto, según el lugar;
– se cría en bosques aclarados y matorrales algo frescos y sombríos, sobre todo en terrenos silíceos (granitos, cuarcitas, areniscas), desde el nivel del mar hasta 1.300 ” 1.600 mtrs;
– prefiere vaguadas, barrancos, torrenteras y laderas con suelos frescos y algo húmedos, cultivándose como ornamental;
– aunque habita en casi toda la Península es más abundante en las mitades septentrional y occidental;
– medicina tradicional: se ha usado como diurético;
– de madera dura y pesada y color rojizo es apreciada por ebanistas y torneros, y su raíz tiene fama de proporcionar las mejores pipas de fumar.

Similar y frecuente en Extremadura, Andalucía Occdental, Sierra Morena y Montes de Toledo es la Erica lusitanica. Se mencionan también como parte de la flora de la dehesa la Erica australis, la Erica cinerea L., la Erica umbellata L. y la Erica scoparia.

Ficus carica (higuera)

Moraceae (familia de las moráceas, que incluye a la morera, la higuera y el árbol del pan).

– Arbolillo que no suele superar los 6 u 8 mtrs. de alto; las flores, diminutos granitos, están encerradas dentro de los higos;
– florece a partir de la primavera, madurando los higos al final del verano;
– algunas higueras producen una segunda generación anual, las brevas, que maduran por S. Juan y S. Pedro;
– se cría asilvestrada como arbusto en paredones rocosos, puentes, torres, muros viejos; requiere clima seco y caluroso, pero prefiere suelo algo húmedo “van muy bien al pie de canales de riego;
– la asilvestrada o “œcabrahigo” se extiende por todo lo ancho del centro y sur de la península, llegando hasta Galicia y Pirineos occidentales; en Egipto desde unos 4000 años antes de Cristo;
– con los higos, por fermentación, se fabrica alcohol y vinos dulces, aguardiente y vinagre;
– los higos secos “œdan mucho mantenimiento al cuerpo y suplen mucho la falta de pan” (Agricultura General, de Gabriel Alonso de Herrera);
– medicina tradicional: los higos son muy ricos en azúcares y en vitaminas A, B y C; tienenpropiedades laxantes, emolientes, y particularmente eficaces, en cocción, para la tos y enfermedades de pecho.

Fraxinus angustifolia ( fresno de hoja estrecha, fresno de Castilla, fresno)
Oleaceae

– Árbol de tamaño medio, soliendo medir hasta 15 mtrs de altura (aunque bajo condiciones propicias puede alcanzar 20 ó 25);
– florece al inicio de la primavera, antes de echar las nuevas hojas (en los años menos fríos florece incluso al final del invierno); la fruta madura al final del verano;
– se cría en los bordes de los cursos de agua y en los fondos de los valles de suelos frescos y nivel freático elevado; también puede hacerlo en bosques frescos y umbrosos, de 0 a 1000 mtrs;
– habita en el occidente del Mediterráneo; en la Península Ibérica está en todas las provincias de clima mediterráneo y mediterráneo-continental, llegando a los valles más al sur de los Pirineos y al sur de Galicia.
– Medicina tradicional:
o las hojas se consideran diuréticas;
o usadas como antirreumáticas, contra la artritis y la gota;
o también como laxante;
o la corteza se consideraba tónico y febrífugo;
o según Quer las semillas, bien maduras, secas y reducidas a polvo enflaquecen si tomadas con vino.
– Usos:
o la madera es resistente, elástica y fácil de trabajar; se usa en ebanistería para elementos curvos en muebles y embarcaciones, mangos de herramientas y artículos deportivos, pues resiste ser golpeada;
o excelente leña y carbón;
o las hojas se usan como alimento para ganado, causa del desmoche del fresno;
o la corteza se empleó para curtir cueros y teñir de azul.

Genista hirsuta (aulaga, tojo)

Leguminoseae

– Arbusto erguido que alcanza 1,5 / 2 mtrs, muy espinoso y ramificación densa;
– florece de marzo a junio o julio;
– se cría en terrenos silíceos, desde el nivel del mar hasta unos 1.450 mtrs;
– suelen ser parte importante de los matorrales que sustituyen a encinares y alcornocales talados, quemados o degradados;
– necesita de clima algo suave, siendo difícil su progresión en climas muy continentales;
– habita, en la Península, en Ávila, Madrid, Toledo, Ciudad Real, Albacete, mitad occidental de Andalucía y Portugal;
– melífera.

En terrenos más frescos, a partir de 300 mtrs, se da también la Genista falcata.

Gleditsia triacanthos L. (acacia de tres espinas o de tres púas)

Leguminosae

– Árbol de hoja caduca de normalmente no más de 20 mtrs. (puede llegar hasta 45 mtrs.) con tronco y ramas provistas de fuertes espinas rojizas de hasta 15 cm. de largo (que faltan en algunas razas de cultivo);
– florece en mayo o junio, o antes en clima más cálido;
– los frutos maduran de octubre a diciembre; vecera, da cosecha abundante cada 3 ó 5 años;
– poco exigente en cuanto a suelo o clima, soportando bien sequía o heladas; no tolera la espesura;
– original de Norteamérica, aparece más o menos naturalizada en Andalucía y Murcia;
– muy usada como ornamental, y para la formación de setos espinosos “su semilla se reproduce con facilidad;
– usos:
o madera elástica, dura y resistente, fácil de trabajar y pulir;
o el mucílago de la semilla se usa para el apresto de telas, satinado de papel, crema de belleza, pastas dentríficas, jabones y, como espesante, en helados, mermeladas, galletas y pastelería;
o fruto de efecto laxante.

Jasminum fruticans (jazmín silvestre, jazmín amarillo, jazminorro)
Oleaceae

– arbusto erguido, que suele medir entre 30 cm y 1,5 mtrs, de hoja perenne salvo en los inviernos duros, con tendencia a hacerse leñoso (frutex = arbusto, renuevo);
– es el único jazmín silvestre de Europa;
– es de ramas alargadas y frágiles, y flores amarillas, con cáliz acampanado y muy olorosas; el fruto es una baya globosa, del tamaño de un guisante y color negro brillante, que madura en otoño;
– florece en primavera o verano;
– se cría en matorrales, setos y bosques aclarados, de encinar y otros esclerofilos; en rocas y pedregales con cierta humedad, ascendiendo hasta 1600 mtrs;
– habita en la región mediterránea y en Asia Menor, y en casi toda la Península, más escasa en el norte y noroeste y ausente en las Baleares.
– Usos:
o como ornamental;
o las flores se usan en perfumería y para aromatizar infusiones

El más utilizado como ornamental y por sus flores aromáticas es el Jasminum officinale L., procedente del sudoeste de Asia, pero que es sensible a las heladas. Más resistente “procedente del Himalaya- es el Jasminum officinale grandiflorum (L.), muy apreciado como ornamental y para la extracción de su perfume.

Juniperus oxycedrus L. (enebro de la miera, oxicedro)
Cupressaceae (cupresáceas, familia del ciprés y del enebro).

– Arbusto o arbolillo siempreverde, de hasta 10 mtrs, muy ramoso;
– florece al final del invierno o primavera, y madura las arcéstidas al segundo año;
– se cría en todos tipos de terrenos, principalmente en encinares y demás bosque esclerofilos mediterráneos -se mantienen cuando estos se talan;
– soportan bien los suelos pedregosos y poco profundos y los climas secos, prefiriendo las laderas secas y soleadas en las montañas;
– se cultiva como ornamental;
– habita en casi toda la Península;
– medicina tradicional:
o de él se obtiene la miera o aceite de cada, de propiedades antisépticas y vulnerarias;
o se ha usado para cicatrizar heridas y úlceras rebeldes;
o para tratar afecciones cutáneas como eczemas y psoriasis;
o para eliminar gusanos intestinales;
o el aceite esencial de sus bayas se emplea como antiséptico de las vías urinarias y para tratar la litiasis renal, la gota y el reumatismo;
o la infusión de las hojas, ramas o bayas se usa para la circulación trastornos hepáticos, digestivos y diabetes;
– veterinaria:
o para la sarna y otras afecciones de la piel;
o se aplica a las ovejas tras esquilarlas;
– usos:
o la madera es aromática, rojiza, de grano fino y muy resistente a la putrefacción, fácil de trabajar (ebanistería, lápices, puertas y dinteles).


Lonicera etrusca (madreselva, id. etrusca, matahombres)

Caprifoliaceae. Familia de muchas plantas ornamentales, como las madreselvas, las bolitas de nieve, el saúco, el durillo, etc.

– Arbusto de 1 a 3 mtrs de altura y hoja caduca;
– florece de mayo a julio; frutos generalmente venenosos;
– se cría en setos, espinares, bosques aclarados (encinares, quejigares, melojares, etc) en todo tipo de terrenos;
– se cultiva como ornamental
– frecuente en casi toda la Península, pareciendo faltar en parte del norte y noroeste y ausente de las Baleares.

Seguici in Facebook