Suerte Alta: Almazara bioclimática para elaborar aceite de gran calidad

P1010529 PANELES SOLARES WEB.jpg P1010541 ESQUINA PANELES WEB.jpg

La almazara ha sido concebida por su propietario, Manuel Heredia Halcón, arquitecto, en un moderno edificio bioclimático diseñado para minimizar el consumo de energía y garantizar la conservación y estabilidad del aceite en la bodega.

La línea de la edificación se adaptó al terreno para integrarse con el conjunto del cortijo existente, enterrando parcialmente el volumen de la bodega y protegiendo el edificio con pérgolas, pantallas vegetales y paneles de energía fotovoltaica del sol del verano.

Un sistema de cámaras de aire ventiladas pasivamente en función de la temperatura exterior mantiene el interior a temperatura estable, logrando estabilizar la bodega a 23º C de temperatura en verano sin consumo alguno de energía.

La caldera de climatización y agua caliente para el molino usa como combustible el propio hueso extraído de la aceituna. En conjunto, la energía producida por los paneles de energía solar mas el hueso de aceituna equivale al total de la energía consumida en el molino y la finca durante todo el año, consiguiéndose así el equilibrio energético en el proceso.

Todo el interior del molino y bodega está recubierto de paneles térmicos de acero inoxidable y mamparas de cristal para conseguir un efecto termo en el edificio al mismo tiempo que se garantiza su limpieza e higiene.

Junto con la Certificación CAAE, el aceite de la finca y la almazara cuenta con las Certificaciones internacionales de agricultura ecológica NOP (Estados Unidos) , con sus respectivos controles.

El criterio de ecología de Suerte Alta es en cualquier caso mas amplio. En este aspecto la almazara ha sido diseñada expresamente para minimizar el gasto energético, consiguiendo el equilibrio entre consumo y producción de energía a través de sistemas pasivos de climatización, las pantallas vegetales, los colectores solares y la recuperación y utilización del propio hueso como combustible.

El Cortijo de Suerte Alta es una propiedad familiar situada en la margen derecha del río Guadajoz junto al pueblo de Albendín, término municipal de Baena, Córdoba, en el centro de Andalucía, al sur de España.
cortijo.jpg 001 OLIVOS WEB.jpg

El actual propietario, Manuel Heredia Halcón, Marqués de Prado, se hace cargo a partir de 1986 de Suerte Alta.

Actualmente Suerte Alta dedica una extensión de 255 hectáreas a olivar, en un 80% olivar tradicional con una producción media anual de 250.000 Kg de aceite.

Se construyó la nueva almazara, situada en el centro de la finca junto al Cortijo, para cerrar el ciclo productivo en la propiedad desde el árbol a la botella y conseguir elaborar un aceite Virgen Extra exclusivo.

El concepto de ecología es un reto a la calidad, al matiz, a la atención, al equilibrio. La agricultura ecológica no es un tipo de labor arcaica sino la más actual y sofisticada que se puede hacer.

No sirve hacer un tratamiento sistemático con un producto químico que elimine el insecto problema y de paso todo lo demás, pero tampoco sirve que una plaga en concreto dañe la calidad de la aceituna.

No sirve eliminar la hierba de los suelos dejándolos expuestos a la erosión y pobres en materia orgánica, pero tampoco que el pasto acabe con el agua, vital para el olivo, entrando en competencia con éste. El reto es el equilibrio, la atención al detalle, a cada tipo de insecto y de hierba, al tempero, el momento oportuno para cada labor. La rutina y los criterios cuantitativos no sirven. La imaginación, la curiosidad y lo cualitativo son la clave.

www.suertealta.es botellaico1.gif

Seguici in Facebook